Inicio / Manualidades / Como hacer un mueble de cartón. Tutorial.

Como hacer un mueble de cartón. Tutorial.

Hoy os muestro paso a paso cómo he hecho este pequeño mueble auxiliar de cartón. Al principio iba a ser una estantería pero le fui haciendo modificaciones como añadir un cajón y las puertas y lo que iba a ser una pequeña estantería finalmente acabó siendo un armarito o mueble auxiliar, aunque mirándolo bien también puede servir de mesilla de noche.

mueble carton mesilla

Antes de nada hay que elegir muy bien los cartones, tienen que ser grandes y fuertes, si es posible de doble canal, y evitar que estén muy doblados, con rajas o que se hayan mojado si han estado en la calle. De todas formas si son muy finos pues en vez de pegar 2 como yo he hecho se podría hacer con 3 capas, pero lleva más trabajo y tiempo.

Hay que planificar bien el proyecto, cosa que como os he dicho yo no hice, pero lo que sí que tenía claro eran las medidas totales, es decir las del exterior: la altura, profundidad y anchura; porque el mueble estaba pensado para un sitio muy concreto.

Lista de las herramientas y materiales que he utilizado, a parte del cartón, claro. Espero que no se me olvide ninguno:

  • Marcar y cortar: lápiz o marcador, cúter, tijeras, tabla de corte, lija, metro, regla y escuadra
  • Pegar: cola blanca de carpintero, silicona caliente y pistola, brocha o rodillo
  • Cortapesta: trocitos de papel de periódico y cinta adhesiva
  • Pintar: guesso o imprimación, pintura acrílica a la tiza, brocha o rodillo
  • Decoración: herrajes, tacos de madera, plantilla de estarcido

Una vez que hemos seleccionado los cartones y los hemos cortado tenemos que pegarlos con cola de carpintero diluida en agua, más o menos a partes iguales, la aplicamos en ambos cartones y los unimos. El cartón se debe medir y marcar bien antes de cortar, con regla y escuadra para hacer los ángulos rectos lo más precisos posibles. Después tenemos que dejar peso encima varias horas sobre una superficie lisa; para esto vienen muy bien los libros de las antiguas enciclopedias.

Para unir cartones entre sí también podemos usar como adhesivo la silicona caliente, que es más rápida que la cola, pero yo en este caso que no tenía prisa usé la silicona caliente sólo para unir los cartones de forma perpendicular. Esó sí, hay que sujetar unos segundos los cartones hasta que se enfríe porque si no se deforma la estructura.

Para reforzar bien este tipo de uniones tenemos que echar silicona en todas las juntas y debemos hacerlo con ésta bien caliente para evitar los pegotes, sobretodo si en ese lugar va a ir un cajón.

En las siguientes fotografías os enseño los bordes de los cartones y como se deben trabajar. Primero cortamos con el cutter o tijeras y para dejarlos bien alineados y suaves se lijan. Después quitamos el polvillo y restos y con cinta de carrocero se forran todos los bordes exteriores de los cartones.

Una vez que tenemos todos los cartones bien pegaditos y secos tenemos que cubrir con papel de periódico todos los laterales y los bordes, a continuación os pongo dos imágenes de cuando empecé el proceso. Esta técnica se denomina Cartapesta, trocitos de papel y cola de carpintero a partes iguales, que no quede ningún trocito sin cubrir.

Para hacer el cajón aproveche una caja que tenía de las dimensiones del mueble, pero se puede hacer de la misma manera que el resto del mueble. También se cubre bien con papel de periódico.

Si el mueble que vais a hacer tiene baldas como el mío, y sobretodo si va a soportar algo de peso, hay que reforzar los laterales con los llamados entrepaños, también hechos de cartón, os dejo una fotografía aquí debajo a la derecha donde se puede ver bien como se coloca. Se unen de la misma manera, con cola y se refuerzan los bordes o zonas vacías con silicona caliente.

Cuando el mueble va cogiendo forma, más motivación se tiene para seguir adelante porque tengo que decir que el inicio es algo arduo y aburrido, cuando solo se tiene que cortar y pegar cartón, pero una vez que se empiezan a unir los cartones y se va dando forma al proyecto, más ilusión y ganas de trabajar se tienen. Sinceramente es uno de los proyectos más largos que he realizado pero también uno de los más gratificantes.

A continuación os muestro 2 imágenes que me encantan donde se puede ver el mueble terminado antes de pintar. Poner unas puertas también lo pensé después de empezar porque me parece que podía quedar más estilo mueble, en vez de estantería, pero también hubiera quedado bien sin ellas, creo yo. La diferencia con respecto a las puertas es que en vez de poner trocitos de papel de periódico, las forre con papel kraft para que quedaran más lisas. El adhesivo fue el mismo, cola rebajada.

Después le di dos manos de imprimación a todo el mueble, por todos los recovecos; y como ya he comentado otras veces lijando después de cada aplicación, una vez que estuviera bien seco el gesso. Se limpia el polvo con un trapo y ya podemos pintar. Yo me decidí por unos colores verde y marrón pastel, de pintura acrílica efecto tiza.

La decoración muy sencilla, una imagen en las puertas con plantilla y con la misma pintura acrílica, y los herrajes de color bronce antiguo, que podemos comprar en cualquier ferretería o centro especializado como una tienda de bricolaje en línea donde puedes encontrar de todo para este tipo de trabajos.

Por último puse en la parte de abajo unos tacos de madera para estabilizar la estructura.

Aquí os dejo las últimas fotografías con el proyecto terminado. Espero que os guste.

Hasta pronto! Diana.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *